Destacado, Inicio, Mujeres Creadoras
Dejar un comentario

Mujeres Creadoras: Melina Rapimán, Diseñadora e Ilustradora

por Daniela Acevedo

En una nueva edición de Mujeres Creadoras, presentamos a Melina Rapimán con su creativa propuesta que mezcla lo textil con lo feminista.

Participantes: Melina Rapimán

Nombre proyecto: Melina Rapimán – Gráfica + Textil

Ciudad y país: Santiago, Chile

Pequeña descripción personal: Diseñadora de vestuario, ilustradora, artista textil

Fan page: Melina Rapimán

Página web: http://www.melinarapiman.cl

¿Hace cuánto empezaste con tu proyecto? Comencé con el proyecto el 2009. Pero ha idoWoolf copia evolucionando junto con mi propia personalidad. En un principio se trataba más bien de un proyecto textil ligado a la fibra de lana. Cuando comencé a hilar se abrieron un montón de puertas en mi mente y comencé a experimentar distintos tipos de fibras y tejidos. El inconveniente era esa necesidad imperiosa que aún tenía de lo gráfico. Entonces me dividía entre la vida de dibujante de historieta y de amante de lo textil. Poco a poco, los dos mundos se fueron enamorando, a través de la investigación, de internet, de darme cuenta de que también existían otras personas que habían logrado combinar ambas cosas y ya no me parecía raro ni me sentía tan sola.

¿Cómo surge la idea? La idea surge de la necesidad de integrar las grandes pasiones que sigo: el textil y la gráfica, uniendo todo al discurso anarco-feminista y a la estética pop. Siempre dibujé. Pero creo que comencé a tomarlo en serio el 2005. Yo quería hacer historietas y nadie quería dibujar mis guiones, así es que decidí hacerlo por cuenta propia.

susan sontag copiaMe gusta mucho experimentar con distintas texturas, adoro todas las tecnologías antiguas y el oficio perfecto, pero también me gusta la postura experimental y artística, las artes decorativas, el afiche. Soy feminista e intento difundir el discurso a través de las imágenes. El feminismo aboga a la igualdad no solo de género si no que abarca a todas las minorías. En una gran medida el feminismo está inspirado en la anarquía primitiva, pero en vez de querer derrocar un gobierno, lo que le interesa es hacer cambios ahí donde nadie entra: en la relación íntima y diaria, que es donde se producen las mayores desigualdades: la casa, el colegio, el trabajo, la calle.

Creo que de a poco la sociedad chilena está adhiriendo a los cambios que se han ido sucediendo a nivel mundial en las últimas décadas: igualdad de género, educación medioambiente. Falta muchísimo por hacer, pero por lo menos estas temáticas están cada vez más visibles en los medios, gracias a que la misma población los ha ido poniendo en el tapete a través de pequeñas revoluciones sociales. No quedarse callado frente a la intolerancia y a la falta de respeto, ser creativos, denunciar.

¿Tienes colaboradores? Actualmente estoy trabajando con la estudiante de diseño Pilar Abarca, quien me está ayudando mucho en mi última colección.

¿De qué manera lo financias? ¿Cuentas con algún tipo de fondo? Por el momento todo es autogestionado. La idea es que el proyecto se autofinancie. La verdad es que he postulado a distintas fondos en distintos momentos de mi vida y ninguno ha funcionado. Quizá porque definitivamente no está pensado en números.

¿Cuál ha sido la mayor dificultad con la que te has enfrentado? La autodisciplina, la desconfianza, la depresión, la inmadurez. Hubo maskmuchos años en que no me dediqué a lo que quería porque quería hacer dinero y lo único que logré fue enfermarme y gastar mucha plata en médicos y remedios en enfermedades ficticias. Cuando haces una cosa, pero estás todo el tiempo pensando en otra, el cuerpo se colapsa: no estás siendo sincero contigo mismo. No existe nada mejor que hacer lo que te gusta. Además, eso se nota mucho en el trabajo y comienzas a hacerlo cada vez con más prolijidad y experticia y comienzas a llamar la atención de otra gente, comienzas a hacer redes y funciona como trabajo remunerado. El ser creador o artista es un estilo de vida, es la vida que eliges. Te levantas y te acuestas creando y viendo inspiración.

Todo esto se confirmó cuando hice el bordado de Pussy Riot. El bordado nació como un gesto en apoyo a algunas de las chicas de la banda Pussy Riot que estuvieron detenidas injustamente, por cantar contra las medidas restrictivas de Putin dentro de la Basílica de San Pedro en Rusia. Cuando lo terminé lo subí a las redes sociales con el hastag #pussyriot. Fue retwitteado varias veces y luego de unas semanas, me escribió la actriz y cantante María Doyle Kennedy para comentarme que quería comprarme el bordado, pues lo quería usar en un concierto. Así, el bordado se fue a Irlanda. Tiempo después me compró otro bordado y a principios de año me escribió para comentarme que estaría participando en la serie Orphan Black de la BBC y que le gustaría que su personaje usara el bordado en una de las escenas. Luego me escribió el productor para pedirme permisos, hablar con abogados y firmar un contrato. Ahí me di cuenta que tenía que tomarme esto muy en serio.

¿CBestiario2uál es tu meta u objetivo a alcanzar en torno al proyecto? La idea del proyecto, además de lograr que sea autosustentable, es aportar una mirada de género. Me motiva intervenir de alguna manera en la vida de la gente. Dar un mensaje. Traspasar un discurso que pueda ayudar a que los otros y otras tengan una visión amplia del mundo. Si lo que hago puede inspirar y ayudar a otros y otras a mejorar su vida sería lo mejor que podría pasarme.

Click en las imágenes para agrandar

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s